GALAXIA UP | UNIVERSO POPULAR AUDIOVISUAL
READING

Merli: “Creo fielmente que si uno cree en su...

Merli: “Creo fielmente que si uno cree en sus producciones y en lo que hace y está dispuesto a hacerlo, las cosas se darán”

En el marco del BAFICI 2016, uno de los invitados más destacados fue Merlin Crossingham, director creativo de AARDMAN STUDIO, uno de los estudios de animación independientes más destacados del mundo, que ha generado películas como Pollitos en Fuga y Wallace & Gromit, a través de una de la técnicas más antiguas y difíciles: Stop Motion.

Merlin, es una persona sencilla. Nos encontramos almorzando en el café del punto de encuentro del Festival. Estaba muy al tanto del  Óscar que recibió PunkRobot por Historia de un Oso a principios de este año, y comenzó comentándome. “Realmente un muy buen trabajo”, resaltó. Así comenzamos una conversación amena, dirigiéndonos a su experiencia como animador y director en la industria inglesa. – Traducción Inglés – español por Daniela Schananier y Amanda Puga.

Merlin Crossingham

Merlin Crossingham

¿Cómo comenzaste a animar y cuáles son las primeras técnicas que utilizaste?

Estudié animación en la Facultad de Cine además de dibujo tradicional, por lo que puedo dibujar pero no lo hago de manera tan natural. Tengo que esforzarme para que mis dibujos resulten bien. Sin embargo, cuando se trata de esculpir, logro crear todo lo que imagino en mi cabeza, por eso puedo expresarme mejor con el stop-motion. Los principios son siempre lo mismos en animación, independiente si dibujas o usas un títere. Sabía que quería ser animador pero me tomó algunos años darme cuenta de que quería dedicarme específicamente al stop-motion. Y fui muy afortunado al encontrar un trabajo al momento de salir de la universidad, en el estudio AARDMAN, donde trabajo desde ese entonces, hace 20 años (el estudio lleva 40 años de existencia).

¿Qué tipos de materiales usas en las animaciones de Wallace & Gromit?

La cara y manos son de plasticina o arcilla porque con estos materiales se pueden llevar a cabo las acciones de sus manos o su forma de hablar. Algunas partes se crean con arcilla, otras con resina y la mayoría tiene dentro un esqueleto hecho de acero porque muchos de estos materiales no se mantienen rígidos por sí solos. De hecho, hay figuras de acción bastante complejas, tienen que durar mucho tiempo. La animación de una película o largometraje puede tardar 1 ó 2 años, por lo tanto tus figuras deben ser bastante buenas.

¿Cómo lograste crear movimientos tan fluidos con ese tipo de figuras?

Tenemos buenos animadores, y se requieren años de práctica para lograrlo. Animan como si fuesen actores, así que cuando les preguntas cómo lograron algo en particular, ellos te responden: “no sé, sólo lo hice”. Tienen muchos años de práctica. Usamos 12 cuadros por segundo y a veces hacemos 24 en el caso de movimientos muy rápidos, como por ejemplo, si hay un movimiento de cámara. Aunque usualmente no, porque requiere mucho trabajo. Hoy en día las cámaras digitales y el software que usamos, Dragon Frame, nos ayudan mucho a visualizar cómo va quedando la animación,  a retroceder y a trabajar cada cuadro. Pero cuando comencé a animar, filmábamos con celuloide, así que no podíamos ver la animación hasta que salía del laboratorio. Si algo resultaba mal había que hacerlo de nuevo, aunque hoy en día en una gran producción no puedes hacer eso porque los productores lo odian y cuesta mucho dinero. La presión es muy alta.

Entonces no hay lugar para los errores…

Todos cometemos errores, pero creo que los errores le dan encanto al tipo de animación que hacemos. Tiene algunas imperfecciones como, por ejemplo, puedes notar las huellas del pulgar en la arcilla, pero así puedes ver un poco cómo éstas fueron hechas. Es la huella humana dentro de una animación digital.

Merlin Crossingham

Merlin Crossingham

¿Cómo te enfocas en el guión?

Depende del proyecto. Por lo general el director tiene una idea y trabaja sobre esa idea hasta que llega un punto donde es necesario un escritor, quien tiene  una redacción más concreta. Todos tienen distintas destrezas y debilidades, puede que algunos necesiten apoyo con la estructura de la historia y otros con la comedia. Algunas veces trabajamos con distintos escritores ya que hay algunos que son mejores en comedia, otros en drama, etc; y otras veces trabajamos sólo la idea porque resulta ser muy buena. Como mencioné antes, depende del proyecto. Si se trata de uno más comercial, trabajamos con una agencia, pero cuando se trata de una idea propia, como Wallace & Gromit, los personajes ya están definidos y es mucho mejor. Nada cambia, como es una comedia, siempre toman una taza de té y piensan en lo que van a comer. Por lo tanto hay ciertas reglas en el mundo de estos personajes, y eso se va repitiendo. Pero eso mismo lo hace también difícil, porque muchas de las buenas ideas ya se hicieron, entonces hay que trabajar muy duro para que se sienta que hay originalidad y dinamismo.

Wallace & Gromit

Lo lindo que tiene AARDMAND es que es bastante transversal, porque no es solo para niños sino que mucha más gente lo puede ver…

Sí, eso es muy importante para nosotros. Nosotros hacemos las películas para toda la familia, desde 9 años a 90. Queremos que todo el mundo pueda disfrutarlas. Entonces hay comedia para los niños, pero también hay espacios de comedia para adultos. Y muchas cosas entre medio. Una de las razones es que si tu estas llevando a tus hijos al cine, los adultos son los que pagan las entradas, ellos también deben poder disfrutarlo. Es bastante difícil pero es muy importante para nosotros. No queremos que sólo los niños disfruten las películas, porque te limitas a una cierto estilo de idea. Sin embargo si te abres, si el niño no entiende, puede preguntarle a los padres. No tiene que ser un nivel bajo para niños. Puede ser un nivel alto. Es importante recordar que hay mucho entretenimiento para niños, que asumen que los niños son estúpidos. Y nosotros pensamos que los niños son inteligentes, y que pueden ir con ideas más complicadas e igualmente disfrutarlas.

¿AARDMAN ha realizado animación para adultos?

Cuando AARDMAN era más pequeño, tenía mucha más animación para adultos. Y mientras hemos ido creciendo, se ha hecho menos. Sólo porque es menos viable comercialmente, la audiencia es menor. Pero cuando empezamos a hacer animación, no era para niños, era para un público más intelectual. Porque hay cosas que se pueden decir en animación que quizás no resultan tanto en video de acción real. Y por alguna razón el público acepta que tu puedas ser a veces grosero en la animación.

¿Cómo funciona el financiamiento de sus producciones en AARDMAN?

AARDMAN es independiente, aún los dueños son los mismos que lo fundaron 40 años atrás. Es independiente, a pesar de que es un gran estudio. Peter y David, los fundadores, eran muy jóvenes y comenzaron haciendo pequeños clips de animación para niños en la TV. Pero justamente surgió un cuarto canal de TV cuando sólo habían 3 y necesitaban de animación, pero esta era animación para adultos, porque se pasaba en la noche. Así que gran parte del éxito de AARDMAN vino de comisiones por ese canal. Y al mismo tiempo, tenían que hacer comerciales y publicidad, porque hay que comer. Hasta el día de hoy se hace mucha publicidad. Nuestras películas se financian con co producciones con estudios, como Dreamworks, Sony y ahora Studio Canal de Francia. Chicken Run, fue el primero que hicimos, y antes de eso, ya habíamos ganado 4 Óscars por cortos animados. Y varias nominaciones. Entonces estábamos en el radar y con los años, pudimos entrar a trabajar con ellos.

Es muy difícil para los animadores chilenos ser exhibidos en televisión , incluso comerciales dado que a veces es más económico realizar vídeos de acción real. ¿Cómo lo es en Europa?

Tenemos una industria muy saludable de animación. Entonces mientras más animación haces y de buena calidad, más gente la ve y se genera entonces un círculo donde se mejora más aún la calidad y el público que la consume. Y así va creciendo. El tema es que lograr que ese proceso comience, esa es la parte difícil. Que la gente vea buena animación, de calidad. Por ejemplo, Historia de un Oso es una muy buena animación. Entonces la gente lo ve y dice “¡Es asombrosa!” Entonces se genera un pensamiento, ¿Por qué no hacemos más?

Por otro lado, nosotros no tenemos mucho el tema de fondos estatales. Hay algunos, pero nunca es suficiente para hacer una película completa. Ahora AARDMAND es una empresa comercialmente exitosa, entonces es un tanto diferente, porque generamos dinero de comerciales y logramos hacer co-producciones con estudios para hacer las películas, porque tampoco lograríamos financiarlas completamente solos. Aún es muy difícil lograr financiamiento. Lo que sí sirve, es que tenemos 40 años y bastante reputación. Eso abre las puertas y lo hace un poco más fácil. Pero también usamos eso para lograr más cine independiente, que es muy importante. Porque no estás limitado por estudios o gobiernos para decir algo, pero sigue siendo difícil, incluso para nosotros.

Muchos cineastas están usando el crowdfunding, por ejemplo. Hay nueva tecnología, y cada día se abren más puertas para el cine independiente. Nosotros hicimos un crowdfunding para nuestro personaje Morph, que es muy antiguo y teníamos mucho archivo. No quisimos ir con un estudio grande, porque no queríamos que nadie nos dijera qué necesitábamos. Funcionó entonces e hicimos 200 mil dólares. Muchos fans que pusieron dinero quisieron que existiera. Eso dio paso también para que se difundiera desde antes que existiera y que la gente que colaborara pudiera también colaborar de manera creativa. Si no llegábamos a la meta, nosotros íbamos a poner lo que faltara como estudio, pero la verdad que fue una excelente experiencia la de hacer un crowdfunding, porque mucha gente se entusiasmó, hubo mucha prensa. Después cuando salió el producto, fue más fácil que la gente lo viera. Igualmente no creo que lo hagamos de nuevo, porque mucha gente piensa que es ridículo darle plata a un estudio como AARDMAN. Entonces nosotros planteamos que las personas que colaboraran, pudieran también colaborar creativamente con el personaje. Dimos muy buenas recompensas. Luego esto se mostró en un canal de Youtube y generamos dinero a través de Youtube. Fue una locura y a los fans les encantó. Tiene millones de vistas.

Morph;

¿Qué le dirías a los animadores independientes de Chile y Latinoamérica?

La verdad es que cuando se trata de financiamiento no soy un experto. Sin embargo, creo fielmente que si uno cree en sus producciones y en lo que hace, y está dispuesto a hacerlo, las cosas se darán eventualmente, como un artista, director o animador.


Comunicadora Audiovisual de Universidad Mayor, con estudios en Dirección y Producción en la Universidad de Belgrano en Buenos Aires, y una especialización en el taller avanzado "El color en el proceso de Post-producción digital", en la Escuela Internacional de Cine y Televisión de San Antonio de los Baños, Cuba. Directora de videoclips para We Are The Grand, MKRNI, Epicentro y Dead Christine. Actualmente se encuentra en la post-producción de su primer largometraje documental titulado “Mi norte es el sur”, así como en la edición de su primer libro del mismo nombre.

RELATED POST

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

INSTAGRAM
GALAXIA UP