GALAXIA UP | UNIVERSO POPULAR AUDIOVISUAL
READING

House of Cards, 3ª Temporada (2015) de Beau Willim...

House of Cards, 3ª Temporada (2015) de Beau Willimon

House of Cards es una serie dramática estadounidense centrada en la carrera política de Frank Underwood y su esposa Claire. El show está basado en una mini-serie homónima británica de los años noventa y es una de las creaciones originales de Netflix de mayor renombre. Hoy revisaremos la primera parte de la tercera temporada de esta serie estrenada el 27 de febrero recién pasado.

Frank Underwood golpeando con su puño el escritorio presidencial en la Oficina Oval. Con ese gesto se daba por finalizada la segunda temporada de esta serie original de Netflix, un final que para algunos debía marcar la conclusión definitiva de la serie. Porque luego de rematar su escabrosa subida a la cima del poder político estadounidense ¿Cuánto más alto podía apuntar la ambición de los Underwood?

 HoC_Frank y Claire

Pero a pesar de algunas críticas que han denunciado fatiga en la seguidilla de intrigas que la serie presenta, después de darme un atracón de los primeros cuatro capítulos seguidos, la verdad es que mi fanatismo permanece intacto.

Esto se debe en gran parte al atractivo inquebrantable de los personajes principales, los anti-héroes Frank y Claire Underwood, magistralmente representados por Kevin Spacey y Robin Wright. No por nada ambos actores han recibido una decena de nominaciones por su interpretación, con Spacey resultando ganador de un Golden Globe a Mejor Actor de Serie Dramática en 2015 y Wright recibiendo el mismo galardón en la categoría femenina el año anterior.

A pesar de la lentitud del primer capítulo y la cierta “ambigüedad inicial” sobre la dirección que tomará la trama de la historia, parece ser que la relación de amor/odio que hemos generado con los Underwood en las temporadas anteriores es suficiente para mantener vivo nuestro interés. Esperamos ansiosos a que Frank, a lo Ricardo III, rompa la cuarta pared y nos dedique un par de comentarios cómplices, a la vez que no dejamos de maravillarnos ante la elegante estoicidad de Claire y su pericia al manipular a quienes la rodean para avanzar en sus propósitos personales (muy a lo Lady Macbeth, como ya ha sido notado anteriormente).

HoC_Frank y Claire3

HoC_Claire
Si bien el primer capítulo está centrado en el ex jefe de gabinete Douglas Stamper (Michael Kelly), nos deja con gusto a poco respecto a la pareja. Ya desde el segundo episodio en adelante la narración se vuelve a enfocar en Frank y Claire, esta vez mostrándolos muchísimo más vulnerables ante dificultades que parecen acumularse progresivamente.

La tercera temporada de House of Cards nos presenta a Frank prácticamente carente de aliados y a Claire insatisfecha con el rol decorativo de Primera Dama y trastabillando al intentar conseguir el puesto de embajadora para las Naciones Unidas. Al mismo tiempo, se cierne sobre los Underwood  la amenaza lejana pero constante de Rachel Posner, la ex trabajadora sexual de paradero desconocido que sostiene la clave de sus pasados crímenes.

Todo esto realza el interés en el espectador, ya que resulta sumamente novedoso observar cómo los protagonistas, a quienes vimos mucho más en control de sus circunstancias en las temporadas anteriores, deben enfrentar los obstáculos incluso aplacando el orgullo que los caracteriza. Así, hacia el tercer capítulo me parece que la serie ya ha retomado rumbo certero, fijando una nueva ambición para nuestros anti-héroes: la reelección presidencial 2016, la que, por supuesto, esperamos de todo corazón que consigan. He aquí la magia del fenómeno del anti-héroe en House of Cards, pues si bien sabemos de primera fuente que Frank y Claire son los políticos más corruptos que pudieran existir, que han mentido, extorsionado, e incluso asesinado para conseguir sus objetivos, poniendo siempre su beneficio personal por sobre el bien común, aun así no dejamos de desearles el triunfo y de deleitarnos ante cada una de sus pequeñas victorias.

Veremos qué sucede en los siguientes nueve capítulos, pero por ahora, mi consejo para quienes recién presionan play sobre el episodio inicial de la tercera temporada de House of Cards es este: paciencia, que pronto viene lo bueno.


Actriz de la Universidad Católica e investigadora en pedagogía teatral. Catalina ha trabajado en varios proyectos teatrales independientes como actriz y asistente de dirección. Cinéfila y tevemaniaca desde temprana edad, le interesa la pantalla como un medio de análisis personal y social. Hoy en día reside en las frías y verdes tierras irlandesas, rodeada de arcoíris y duendes.

RELATED POST

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

INSTAGRAM
GALAXIA UP