GALAXIA UP | UNIVERSO POPULAR AUDIOVISUAL
READING

Miradas De Vestuario: Breakfast at Tiffany’s...

Miradas De Vestuario: Breakfast at Tiffany’s (1961) de Blake Edwards

“Tú te consideras un espíritu libre, un ser salvaje, y te asusta la idea de que alguien pueda meterte en una jaula. Bueno nena, ya estás en una jaula, tú misma la has construido. Y en ella seguirás, vayas donde vayas, porque no importa dónde huyas; siempre acabarás tropezando contigo misma.”
En octubre de 2013, se cumplirán 52 años de Desayuno con diamantes” una adaptación de la novela homónima del escritor norteamericano Truman Capote (1924-1984). Breve historia que publicó en 1958. Esta adaptación llevo a Audrey Herpburn a convertirse en un referente de la moda mundial y que su estilo sea imitado aún hoy en día.

Holly (Audrey Herpburn) conoce el protocolo, sabe lo que debe hacer y lo que no, se interiorizado en temas que son de interés para los hombres para poder mantener su atención, aunque no es un trabajo que se le haga muy difícil, posee un rostro dulce y coqueto que se complementa a la perfección con la delgada y alargada figura que la convierte en una silueta clásica y perfecta.
Es extraño pensar en que Holly puede haber sido una campesina hace solo un par de años, que estuvo casada y que ahora sea una mujer que se pasea sola por Manhattan y que siente que sabe como manipular a los hombres. Al menos esa es la imagen que ella nos entrega con ese cabellos con destellos de color, las joyas, accesorios tan pulcramente elegidos y el vestuario perfecto para cada ocasión, pero ¿era tan completa? ¿Tan segura de si misma?

“Una gran pamela negra de paja, ideal para ir de visita a Sing Sing, otro sombrero que tiene una salpicadura de flores, un vestido de coctel y un vestido tiernamente femenino al borde de la extravagancia.” Audrey sobre sus prendas Favoritas. 
Al comienzo de la película encontramos a una joven vistiendo el costoso petite robe noire (pequeño vestido negro) Givenchy, un peinado elevado, joyas avaluadas en más de U$20.000, lentes Wayfarer de ray-ban y apetitoso croissant en su mano, es fácil pensar que no necesita nada más, está mirando diamantes en Tiffany`s , pero en su interior es una persona atormentada y solitaria que solo ha logrado sentirse bien al estar rodeada de Diamantes… 

“no se puede leer una nota así, sin llevar los labios pintados”
En el transcurso de la película vemos a Holly en diversas situaciones, con distintos vestuarios todos perfectamente combinados, todos diseñados para su morfología, Givenchy junto Edith Head diseñaron desde prendas que podían ser cubiertas con diamantes increíbles en lo alegre de una fiesta , hasta los vaqueros y el sweater que lleva cuando entona Moon River en sus momentos de desconsuelo y melancolía. 

La película ganó un Oscar a la mejor Canción original por Moon River.
El encanto de Audrey y los buenos complementos bastaron para hacer pasar a la historia una película que no contaba con más de 4 personajes importantes, un estilo que hoy en día sigue vigente, que se revive en cada celebración de las joyerías Tiffanys y a la que se hacen referencias en series tan masivas como: 
“Los Simpsons” en el capítulo “I`m With Cupid” donde El jefe Gorgory menciona las nuevas ofertas de desayuno de Tiffany, haciendo referencia a Breakfast at Tiffany’s, en “Sex and The city” en su primer capítulo, Carrie nos muestra la realidad de Manhattan con las palabras; “Bienvenida a la era de la pérdida de la inocencia, nadie desayuna con diamantes y nadie vive romances inolvidables… Más bien desayunamos a las 7 de la mañana y tenemos líos que procuramos olvidar cuanto antes…”, “Gossip Girl” Tanto en la serie de televisión como en los libros una de su protagonista hace alusión a sus ganas de ser Audrey, inclusive en un capitulo sus protagonistas se enfrentan interpretando a Marilyn Monroe y Audrey Herpburn, llevando a la retina una lucha que para muchos ha existido desde siempre. 

“The Muppets” en uno de sus afiches publicitarios presenta a Miss Piggy intrepretando a Holly.
En cuanto a ilustración, arte y diseño, son incontables los artistas que han realizado homenajes a esta película y en especial a Audrey y su vestido negro que se convirtió en un must y básico infaltable para las mujeres de todo tipo, aun cuando ese año Audrey no recibió el oscar por su interpretación , ya que la estatuilla fue para Sophia Loren por su papel como Cesira en “Dos Mujeres” ( Vittorio De Sica).

Natalie Portman (der) y Anne Hathaway (izq) vistiendo como Holly.
Una de las Numerosas ilustraciones de Jordi Labanda inspiradas en Breakfast at Tiffany’s
Una de las muchas versiones de Barbie Breakfast at Tiffany’s.
Culturalmente Holly (Audrey) represento a la mujer moderna, esa mujer “independiente”, segura, un tanto manipuladora y fuerte, transformándose en un modelo a seguir, se dice que en las décadas siguientes era muy común escuchar la frase “cuando niña puedes ser como Barbie, pero solo serás una mujer cuando seas como Holly Golightly. 

En cuanto a la joyería, durante la promoción de la película Audrey se convirtió en la segunda mujer (y ultima) que uso el diamante Tiffanny (200 millones de euros) sobre su cuello. El diseñador Jean Schlumberger diseñó para la ocasión un fabuloso collar de oro blanco y diamantes con el diamante Tiffany como pieza central. Desde entonces el diamante permanece en la vitrina de la joyería en la quinta avenida.

Audrey lleva Le petite robe noire de Givenchy y el Diamante Tiffanny
Su vestido diseñado por Givenchy, llamado ‘La petite robe noir’, fue elegido especialmente por Audrey de su colección en 1961. Se conoce que se elaboraron tres vestidos idénticos especialmente para la actriz durante el rodaje. 
Uno de los vestidos, estuvo expuesto desde 2006 hasta 2011 en el Museo del Traje de Madrid, tras su donación por el propio Givenchy, a quién la actriz lo entrego 
Otro vestido es posesión del hijo de la actriz, el tercero fue subastado en Londres por Christie’s el año 2006. Se consiguieron por él 930.000 dólares, lo que lo convirtió en la prenda cinematográfica más cara de la historia. 

“La suya era la única ropa en la que me siento yo misma. Es más que un modisto, es un creador e personalidad”. Dijo Audrey de Givenchy.
El final de la historia nos ha mostrado a la verdadera Holly, la mujer que ha omitido casi toda su vida para vivir un sueño propio, una vida superficial en la que ha logrado huir de todas las jaulas que podían apresarla, pero sola, llena de temores y atrapada en su propia vida, quiere marcharse y volver a comenzar, es su vecino Paul (George Peppard) el hombre que la ama realmente quien la hace entender que en la vida real debe pertenecer a alguien y que es con él con quien debe estar… 

Diseñador de vestuario Masculino, titulado en DuocUc con bachillerato de Diseño en la UBA y estudios complementarios en talleres de apreciación y interpretación de cine y el arte. Actualmente se desempeña como diseñador en el área casual de Trial-Modellagroup. Fanático del cine de época, diseño, teatro, historia del arte y libros de todo tipo.

RELATED POST

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

INSTAGRAM
GALAXIA UP