GALAXIA UP | UNIVERSO POPULAR AUDIOVISUAL
READING

Sesión Berlín: “Tratamos de alejarnos de los...

Sesión Berlín: “Tratamos de alejarnos de los manierismos de moda”

Trinidad Doherty - Sesión Berlin

Música chilena de exportación es la premisa tras Sesión Berlín de Ana María Lara y Diego Pequeño, un registro documental del día a día de músicos chilenos que viven su vida y suerte en Alemania, que se estrenó a mediados de enero en Canal 13C. Antes, los realizadores ya habían trabajado  la misma dinámica en Sesión Nueva York y ahora preparan la grabación de la tercera temporada en Los Ángeles, Estados Unidos.

En Sesión Berlín,  Mowat (compositor e interprete), Trinidad Doherty (cantautora), Andrés Bucci (músico y Dj) y Nicolás Lartaún – Oyarzún (cantante lírico) recorren cinco barrios emblemáticos de esta ciudad europea, relatando su trayectoria musical y su vida fuera de Chile.

Nicolás Lartaun-Oyarzún – Sesión Berlín

Mowat – Sesión Berlín

Conversamos con Ana María y Diego, quienes nos contaron cómo se acercaron a las distintas historias de los músicos chilenos, los desafíos de rodaje y el tratamiento visual para ir conformando cada temporada.

El desarrollo del proyecto
Diego: Hace 10 años hicimos un documental sobre el jazzista chileno Alfredo Espinoza, quien tenía una historia increíble, una mezcla entre su vida íntima y musical. Esa idea siempre nos rondó como realizadores y la consideramos a la hora de hacer nuevos proyectos.
En 2012, algunos músicos de jazz que conocíamos y habíamos grabado en Chile comenzaron a irse a Nueva York y nos pareció interesante conocer algo de esas vidas y cómo desarrollarían la música en esa ciudad, que además es la capital del jazz. Trabajamos en la idea del proyecto, nos contactamos con ellos, postulamos a los Fondos de Cultura, los ganamos y le dimos vida a la primera parte de la serie como Sesión Nueva York. Siempre con la idea de que esto creciera y que pudiéramos conocer a más músicos con diferentes experiencias de vida.

 

 

El equipo
Diego: Somos Ana María y Diego en dirección, producción, guión, cámara y sonido directo. Ambos en rodaje haciendo de todo. En postproducción se nos han ido sumando más personas, como la montajista Josefina Valdivia, que ha estado en casi todos los capítulos de la serie y Eduardo Pavez Goye, que fue también realizador, camarógrafo y montajista de Sesión Berlín. En esta segunda temporada trabajamos, además, con un productor musical e ingeniero de grabación que vivía en Berlín. En Nueva York se unieron también otros profesionales vinculados, principalmente, al mundo de la música.

El tratamiento de la imagen
Diego: El tratamiento de la imagen en cada temporada tiene algo que ver con cada ciudad, pero también hay un trabajo de continuidad que le da unidad a la serie. Es decir, compartimos conceptos de rodaje y postproducción en todas las temporadas. El registro documental tiene una mirada desde lo cinematográfico, aunque seamos un equipo pequeño, con un rodaje algo guerrillero. Nos tratamos de alejar de los manierismos de moda y registramos de una manera estética, sobria y muy natural. Luego, en postproducción trabajamos mucho la imagen. Hacemos una corrección de color profunda, que va plano a plano, haciendo diferentes procesos que le dan a la imagen la textura que buscamos, pero dentro de la lógica de lo natural. Así, después de mucho trabajo, llegamos a un look que nos gusta, que se transforma en característica de la serie.

Desafíos de rodaje
Ana María: Este es un proyecto muy precario en sus recursos. La serie la hacemos con un fondo pequeño, lo que hace que cada decisión pase, necesariamente, por ese presupuesto. Y ese es un desafío que pone obstrucciones, pero también alienta a buscar maneras de hacer. Por otro lado, un desafío adicional es la doble militancia de la serie que, al tener su centro en la música, no parte de una elección de “personajes documentales”, parte de un criterio musical. Por lo tanto, nos hemos encontrado, incluso, con músicos a los que la relación con su propio discurso, con su imagen o simplemente con la idea de mostrarse no está tan resuelta.  El principal desafío es lograr confianza y acentuar la idea de que es un trabajo de colaboración, con énfasis en la creación y producción musical. Creo que la serie se esfuerza mucho en eso, buscando trabajar también en ese registro con ingenieros de sonido, productores musicales y estudios de grabación, para acceder a una técnica más sofisticada que la que usamos en  otro tipo de rodajes.
El tiempo de rodaje es también un determinante y un desafío. Tuvimos que comprender que el objetivo no era elaborar grandes tesis respecto a los personajes, sino manifestar un momento lleno de cotidianidad en la obra y en la vida de estos músicos.

Nueva York y Berlín
Ana María: La elección de Nueva York fue fortuita, no responde a un orden, responde a una circunstancia. Resulta que muchos de los músicos que conocíamos o habíamos grabado alguna vez en Chile comenzaron a emigrar a Nueva York. Todos, prácticamente, venían de la escuela del jazz. Y nos pareció interesante el por qué estos chilenos iban a Nueva York y cómo eso se manifestaba en la práctica de su música o las expectativas que ellos mismos tenían sobre la ciudad. Estados Unidos es el segundo mercado, después de México, para los músicos chilenos. Berlín sigue esa estadística muy de cerca y es una capital cultural tan llamativa como Nueva York, pero nos parecía que había aquí otro contexto interesante: el de una ciudad que mira muy bien las mezclas y las cadenas de producción más artesanales y que, en definitiva, contrasta muy bien con los grandes estudios de Nueva York. A través de nuestro amigo dramaturgo Eduardo Pavez Goye conocimos a Mowat, un productor musical chileno que llevaba viviendo diez años allá y, mediante conversaciones vía Skype, empezamos a diseñar la serie, al tiempo que la curatoría musical que nos proponía -desde una cantautora recién llegada a Alemania, hasta un músico lírico con repertorio renacentista- nos pareció que sintonizaba muy bien con ese espíritu de capital que teníamos en mente.

El futuro
Ana María: Este año grabaremos la tercera parte de la serie en la ciudad de Los Ángeles, Estados Unidos, con una premisa distinta. Planeamos que la serie pueda seguir elaborando un material más amplio de contenidos: más conciertos, más colaboración, más intercambio de músicos, etc. Y que tenga otras vías de difusión más amplias que la TV por cable. También para el caso de Berlín estamos en conversaciones para traer a algunos de estos músicos a Chile con el mismo propósito.
La serie de Nueva York la estrenamos en un canal con audiencia latina con base en Brooklyn y eso es alentador, porque significa que hay otros contenidos que también resuenan desde la serie, además del principal, que es musical.

Parilla programática TV chilena
Ana María y Diego:
No es muy alentadora. En nuestro caso, esta serie es emitida en 13C, que es un canal por cable que tiene una programación más en la línea de estos contenidos, pero que lamentablemente no tiene la cobertura que sí tiene la TV abierta. Pero, por otro lado, todo lo que sucede con las plataformas como Netflix te hacen pensar que para allá va todo. Nos alientan los medios de comunicación masivos, e Internet está mostrando un camino para eso, que nos hace creer en otras maneras de narrar y en puntos de vista distintos para los contenidos que estamos desarrollando.

Sesión Nueva York (Temporada 1) http://www.13.cl/c/programas/sesion-nueva-york
Sesión Berlín (Temporada 2)  http://www.13.cl/c/programas/sesion-berlin

La tercera temporada en Los Ángeles contará con el productor chileno ganador del Grammy,  Arturo “Turra” Medina, y el bajista chileno de Suicidal Tendencies, Ra Díaz.


Realizadora, Montajista, Productora, Locutora y Actriz de Doblaje. Se ha desarrollado en el área de la post-producción para publicidad, cine y televisión. Liderando equipos de profesionales de audiovisuales y periodistas.

RELATED POST

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

INSTAGRAM
GALAXIA UP